Asistentes de voz: ¿cómo van a cambiar la comunicación móvil?

Actualmente el hardware existente en cualquier dispositivo, es apto para la implementación de Inteligencia Artificial. Esto permite que ya sea posible en ordenadores y smartphones, por lo que las comunicaciones se verán muy beneficiadas por esta tecnología. Por eso, estamos convencidos que los asistentes de voz se consolidarán como un gran avance, tanto para particulares como empresas.

Ya existen claros ejemplos de la aplicación de la Inteligencia Artificial en el ámbito de las comunicaciones: los bots. Estos se emplean cada vez más para resolver tareas sencillas, como resultado de elegir entre varias respuestas y avanzar así en la conversación. Esta solución la podemos encontrar ya en aplicaciones de mensajería, pero también son cada vez más las empresas que desarrollan canales de soporte, basándose en ellos. El objetivo es dar solución a las necesidades o dudas de los clientes. Serán el servicio técnico y de atención al cliente de nuestro futuro más próximo.

Los asistentes de voz son el futuro

En este sentido, la Inteligencia Artificial también llegará a los asistentes de voz con grandes ventajas. Desde aplicaciones como Siri de Apple, que ya nos sorprendió dándonos respuesta a las preguntas que le hacíamos, se ha evolucionado de una manera extraordinaria. Es el caso de Google Assistant, que es capaz de mantener conversaciones con personas reales con una fluidez indiscutible. Nos lo demostró en la última conferencia de desarrolladores de la compañía de Mountain View, como se aprecia a continuación en el vídeo.

En ámbito particular aún se esperan nuevas funciones de los asistentes de voz, como la realización de tareas sin apenas mediación del usuario. En el sector profesional, además de integrarse en los Call Center, los asistentes de voz se convertirán en un servicio fundamental para las empresas. Con ellos, no solo van a poder dar respuesta a la ejecución de tareas y soporte de dudas, sino también posibilitar que las comunicaciones de voz y videoconferencias sean más completas y avanzadas.

Si a lo anterior le unimos Inteligencia Artificial, el futuro de las comunicaciones no va a tener límites. Sin embargo, esto exigirá unas infraestructuras mejores y un correcto aprendizaje. Si las empresas saben adaptarse al cambio, conseguirán optimizar sus recursos, aumentar los potenciales clientes y mejorar sus beneficios. En Spetel te ayudamos a conseguirlo, consúltanos sin compromiso.