El imperio del troyano bancario

Expertos en seguridad informática alertan del incremento de ataques a dispositivos móviles para robar información confidencial relativo a entidades bancarias.

Preocupados por los virus informáticos. Por la seguridad de sus aparatos electrónicos. Y, sin duda, por su dinero. El incremento de los servicios bancarios en internet ha abierto la puerta a los ciberdelincuentes, esmerados en detectar cualquier fuga por donde acceder. La importancia de los datos que manejan les ha obligado a ponerse firme sobre las posibles amenazas.

Los expertos en seguridad informática han detectado un incremento exponencial en los últimos meses de los llamados troyanos bancarios, capaces de espiar y manipular los datos transferidos por los usuarios, por lo que el robo de credenciales puede desembocar en una sustracción de tintes económicos.

Esta situación, de hecho, se mantendrá a lo largo de los próximos meses, según se desprende del último informe sobre malware de la firma de seguridad G DATA del primer semestre, que ha desvelado las 20 entidades que más veces se repiten en los códigos maliciosos de esos más de 6.000 malwares financieros.

 

MÉTODOS PRINCIPALES DE LOS TROYANOS BANCARIOS

 

– Esconder los mensajes de texto: el malware en dispositivos móviles esconde los SMS entrantes de los bancos y los envía a los cibercriminales con el fin de transferir dinero a sus cuentas bancarias.

– Pequeños movimientos bancarios: a menudo los hackers transfieren de manera ocasional pequeñas sumas de dinero a cuentas bancarias fraudulentas desde la cuenta de un usuario infectado.

– Efecto espejo en las apps: el malware imita las aplicaciones móviles de los bancos con el fin de obtener las credenciales del usuario y acceder con sus datos a la aplicación real para llevar a cabo las dos acciones anteriores.